Ciudad de Panamá

Edificio Sucre Arias & Reyes Avenida Ricardo Arango y Calle 61, Obarrio Panamá, República de Panamá
Teléfono: +507 204 7900
Correo: sucre@sucre.net

Contáctenos +507 204 7900 / Correo sucre@sucre.net

La Comunidad Británica de las Bahamas constituye un archipiélago de 700 islas que se extienden a través del Trópico de Cáncer, entre la Florida, en Estados Unidos, y Haití. Su capital, Nassau, está situada en la isla de Nueva Providencia. Tiene una población de aproximadamente 393,000 habitantes y la mayoría vive en Nueva Providencia.

Bahamas es una de las democracias parlamentarias más antiguas del mundo. Su constitución fue promulgada en 1973 y ha sido independiente desde entonces y sigue siendo miembro activo de la comunidad británica de naciones. Su sistema legal se establece en la Ley Común Inglesa y su economía se basa sobre todo en el turismo y las actividades bancarias offshore. La lengua oficial es el inglés.

En SUCRE | ARIAS | REYES proporcionamos todos los servicios referentes a la incorporación y administración de las compañías en la isla, a través de nuestra oficina afiliada en Nassau: SUCRE & SUCRE (BAHAMAS) LIMITED.

Aspectos importantes

La Comunidad Británica de las Bahamas tiene uno de los principales centros financieros internacionales del Caribe debido a los numerosos beneficios fiscales concedidos a las compañías internacionales de negocio (IBC, por sus siglas en inglés), y la simplicidad y la eficacia del proceso de la incorporación.

Una IBC es una compañía que no lleva a cabo negocios con las personas residentes en las Bahamas ni tiene personas residentes en las Bahamas como dueños beneficiarios de cualquiera de sus acciones; tampoco tiene un interés en la propiedad inmueble ubicada en las Bahamas; no lleva a cabo negocios fiduciarios o de banca, ni realiza negocios de seguros o reaseguros, ni el negocio de proporcionar la oficina registrada a las sociedades incorporadas.

La moneda legal es el dólar de Bahamas que tiene el mismo valor que el dólar estadounidense (USD$).

El Decreto de Ley de las Compañías Internacionales de Negocios de 1989 fue puesto en vigencia en enero de 1990 y establece que todas las compañías incorporadas están exentas de impuestos; es decir, no hay ningún impuesto sucesorio, impuestos directos o indirectos de los impuestos sobre renta retenidos, impuesto de ganancia sobre el capital, ingresos personales, herencias, ganancias corporativas, pagos de dividendo o impuesto de venta, a excepción de honorarios anuales.

No hay restricciones ni controles en el cambio de moneda.

Nuestros abogados en Panamá expertos en sociedades anónimas en Bahamas le asesoran en la protección de sus inversiones.